La harina


Está ahí la harina, sentada en la alacena,
sin abrir, esperando el momento de ser usada,
ibas a preparar algo, tal vez panqueques,
o una torta de chocolate,
ahí sigue la harina esperando.

El azúcar está guardada,
violada por hormigas que solo quieren vivir,
cada día hay menos, las hormigas deben subsistir,
y las arañas en tu casa, se hacen sus castillos
impenetrables y mortales, para los demás inquilinos;
y la dueña de casa, ya no volverá.

Está ahí la harina postrada, ya con la fecha de caducidad,
nadie a venido por ella, ya nadie por ella vendrá,
ya no se harán panqueques, tortas y demás,
ahora solo la casa, tiene un silencio sepulcral,
y la harina ahora pasada, esa jamás se usará.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s